La abadía - Nuevo acertijo

Este es muy chungo, y no se trata de ningún juego de palabras oculto. Todos los datos son importantes, y por supuesto tiene solución con los datos que doy.

Creo que es mi acertijo preferido

-------

En la época del medievo, existía una abadía prácticamente incomunicada. En ella vivían unos monjes, los cuales habían hecho la promesa de no hablar ni comunicarse entre ellos de ninguna forma, ya que sólo debían entrar en contacto con Dios su señor.

Por aquel tiempo, corría una enfermedad muy contagiosa. Los síntomas para la persona infectada era que le salía un lunar rojo en la frente. Este lunar no tiene relieve, es decir, que si uno se toca la frente y tiene el lunar no se da cuenta.

Pero lo peor de todo es que los monjes creían que era el diablo, y que quien la tenía estaba poseido, y si un monje se daba cuenta de que tenía la enfermedad, debía ir por la noche al campanario a tirarse y suicidarse.

Pero había un problema. Además del voto de silencio y de no comunicación entre los monjes, no existía ningún espejo donde mirarse, con lo que era realmente difícil darse cuenta de que estás contagiado.

La enfermedad era de rápido contagio, y se iba rápidamente. Esto quiere decir, que durante una día se infecta la gente que se tiene que infectar, y después de ese día, la enfermedad se va, y nadie más se infecta. Eso sí, los infectados están infectados para siempre (vamos, que siempre tienen el lunar rojo en la frente).

Otros datos de relevancia es que los monjes, aunque no pueden hablar, se conocen todos entre sí, y se debe de suponer que todos son exactamente iguales de inteligentes.

Y por último, la figura del lechero. Este señor viene cada mañana a dejar la leche en la abadía. Además, cuando este señor detecta que hay alguien infectado, deja una nota en la puerta de la abadía que así lo indica.

Pues bien, supongamos que sois un monjes. Cómo narices descubrís que estais infectados? Es necesario, ya que vuestra obligación como monje, es ir la misma noche que descubrís vuestra enfermedad a tiraros del campanario.

------------------------------------

A romperse el coco!!!!!!

¿Te gustó este artículo?
0
Comentarios
  • #1 por quike el 13/07/2004
    Joer, yo creo que me tiraría del campanario rápidamente, enfermo o no. Vaya vida coñazo!


    Bueno, a lo que iba, igual procuraría vigilar al resto de monjes, y cuando alguno estuviese enfermo, lo tiraría por el campanario. Seguro que el resto entendería la movida y haría lo mismo conmigo.

    Por cierto, para un cristiano suicidarse es pecado mortal (ejem).


    Salud!
    qk
  • #2 por quike el 13/07/2004
    Uy, cómo que no puedo!

    [¿has jugado a rol?]


    Bueno, si no entra en el guión, pensaremos.


    Entiendo que no basta con esperar al lechero, no?
  • #3 por Ninozor el 13/07/2004
    Me temo que no basta con el lechero. Sin embargo es parte parcial (aunque pequeña) de la solución.
  • #4 por quike el 13/07/2004
    Se ha jodido un servidor y nos mandan pa casa :)


    Así que último intento sin mucho futuro: ¡agua! en algún sitio habrá agua, pruebo a llenar cubos de madera, palanganas de metal, todo tipo de envases, hasta que una dé reflejo. Y lo uso de "espejo".

    Lo que no me cuadra es el jodido lechero, pero bueno, yo me tiro del campanario si hace falta, eh...

    salud!
    qk
  • #5 por Ninozor el 13/07/2004
    No se pueden ver reflejados en nada. Ellos no pueden verse en ningún caso el lunar rojo, sólo pueden deducir que lo tienen (pistilla :D ).

    Tampoco vale decir que mirando la cara de los demás monjes cuando te miran puedes saberlo. No! Los monjes son impasibles, no se alteran por nada. No hacen ningún tipo de gesto ni de asombro, ni de temor...

    Y lo dicho, todos los detalles que he dado en el relato tienen importancia para dar la solución. Es bastante compleja
  • #6 por Jordimatik el 14/07/2004
    Mira que si es esto...

    El cartero ve que uno tiene el punto rojo y escribe una nota diciéndolo.
    Ahora los monjes ya saben que hay un infectado. No tienen más que irse mirando todos y el que no ve a nadie con el lunar rojo, deduce que es él mismo y se tira del campanario.

    Lo malo es que cuando el lechero llegue borracho y con ganas de coña y escriba la nota sin haber visto a ninguno con el lunar.
  • #7 por Jordimatik el 14/07/2004
    Donde dije cartero, quise decir lechero.
    Es que como donde vivo no hay lechero....

    ...Claro que ahora que lo pienso, tampoco hay cartero...
  • #8 por Burbuja el 14/07/2004
    Cuantos monjes hay?
  • #9 por Jordimatik el 15/07/2004
    Me cachis.
    Supongo que si soy uno de los 2 (ó más) monjes infectados, veré al otro con su lunar rojo y pensaré que ya he localizado al infectado. Como el otro también me ha visto mi lunar, pensará que el infectado soy yo.
    Total que al día siguiente, el otro no se habrá suicidado, y si todos cumplen a rajatabla, la única explicación es que él no sepa que está infectado porque cree que el infectado es otro. Yo he visto a todos los monjes y el único infectado era él, o sea que el que él piensa que es el único infectado, soy yo, que soy el único al que no le he visto la frente.
    Evidentemente, él llegará a la misma conclusión al ver que yo no me he tirado del campanario.
  • #10 por Ninozor el 15/07/2004
    Respuesta correcta Jordimatik y como premio un relicario :D

    Voy a complementar la respuesta para que la gente lo vea claro.
    Es un poco el teorema de la inducción.

    Supongamos que en todos los casos yo soy un infectado:

    Caso base: 1 infectado
    En este caso, yo al ver el cartel del lechero y ver que nadie tiene el lunar, me doy cuenta de que soy el infectado y me tiro del campanario esa misma noche.

    Caso: 2 infectados
    Al ver el cartel del lechero, compruebo que sólo hay una persona infectada. Por lo tanto espero que se tire esa misma noche. Pero resulta que amanece al día siguiente y no se tira, porque como todos los monjes son igual de inteligentes, él piensa lo mismo que yo, y estaba esperando a que me tirara esta noche. En ese caso sabemos que hay otro infectado, y como no he visto a nadie más el lunar, soy yo. Por lo tanto a la segunda noche de la colgada del cartel, nos presentamos los dos monjes, el otro y yo, y nos tiramos juntitos del campanario.

    Caso: 3 infectados.
    Vemos el cartes del lechero. Vemos que hay dos infectados.
    Como hemos visto en el caso 2 infectados, tenemos que esperar a la segunda noche para que se tiren los dos juntitos. Pero no se tiran, porque ellos dos, han visto también a 2 infectados (yo y el otro). Por lo tanto nos damos cuenta al tercer día que nosotros somos el tercer infectado. Por lo tanto a la tercera noche, nos reunimos los tres en el campanario y nos tiramos al vacío.

    Por lo tanto, si hay 'n' monjes infectados, nos daremos cuenta de que estamos infectados al enésimo día de que el lechero haya colgado el cartel, y esa noche nos reunimos todos los infectados y nos tiramos del campanario.

    Os ha quedado claro? :D Pensadlo.
  • #11 por Burbuja el 15/07/2004
    Alguien escribió:
    Ninozor Said:Os ha quedado claro? :D Pensadlo.

    Casi mejor me tiro por el campanario :?