Erika

Pocas horas antes del inicio de la fiesta las tres muchachas se encontraron en el piso de Erika, tal y como habían acordado. Comentaron lo sucedido la noche anterior con un conocido común que se despachó a gusto y en voz alta resumiendo en pocas y sucias palabras los contactos carnales que le gustaría tener con Ana.

Erika trataba de convencer a Ana de que era mejor dejarlo pasar, no merecía la pena enfadarse por un comentario vulgar más, si bien ya era hora de que las mujeres dejaran de ser blanco fácil de insultos machistas. Helen, por su parte, asentía todo cuanto salía por la boca de Erika, lo cual irritaba a su hermana Ana, más a sabiendas de que Erika en su lugar hubiera tenido una reacción mucho más violenta y ahora predicaba paz y amor.

Helen encendió la minicadena y puso un CD, subió el volumen y comenzó a cantar al tiempo que meneaba sus caderas y levantaba los brazos, Ana olvidó lo sucedido en un instante y gritó que ya era hora de prepararse para esa noche, Erika corrió a su habitación a por las pinturas de guerra.

Mientras se arreglaban comenzaron a beber cerveza.

¿Te gustó este artículo?
0
Comentarios
  • #1 por maldita el 11/08/2005
    quiero ese libro ya... y cuando puedas me pasas el telefono de ana...
  • avatar
    #2 por --2301-- el 12/08/2005
    Jejeje, yo llevo ya una temporada detrás de ella y no hay manera.
    A ver si a ti te hace más caso.

    Un saludo
  • #3 por quike el 12/08/2005
    Ta chulo, meidei.

    Salud!
    qk