instituciones y la ayuda invisible

Poco a poco vamos consiguiendo una muleta en los proyectillos, fruto del hermanamiento, de la colaboración y sobre todo de la no necesidad de un compensación económica.

Y el tema de instituciones, a fin de cuentas está ahí para eso, pero siempre da la impresión de venderse al estado, o venderse en general. Pero yo creo que tanto ellos como nosotros estamos deshubicados. Ante un mundo que va a toda leche. Y ya no es cuestión de venderse o no,

es que casi no queda tiempo ni para venderse.

Músico_"busco una actuación"

Institución_"está todo cogido"

M_"cómo puede ser eso, si mi proyecto encaja a la perfeción"

I_"no, la verdad es que no está todo cogido, es que como hay elecciones no hemos programado nada más"

M_"vaya, entiendo, pues una pena, porque sería interesante"

I_"de todas maneras, ahora tenéis que rellenar una instancia, nosotros no decidimos"

M_"quién decide?"

I_"el que venga despúes de las elecciones"

Se escucha algo parecido a un suspiro.

 

¿Te gustó este artículo?
0
Comentarios
No hay comentarios todavía. Se el primero en escribir uno.