Sintetizadores

Metasonix R-60 y Clarke VCM-20 y VCS-20: autotune para VCOs modulares

Hace ya algunos días el hispasónico Mr. Carrington me comentaba la existencia del módulo R-60 de Metasonix. Poco después recibí las noticias del conjunto VCM-20 / VCS-20 que se han propagado como la espuma por las redes gracias al tirón de su padrino: nada menos que Vince Clarke. Dado que hay una unidad de objetivo, me parece adecuado presentarlos en una misma noticia.

Se trata de módulos de conversión MIDI a CV en formato Eurorack pero con la peculiaridad de poder compensar los errores de afinación en los VCOs. Al estilo de las habituales rutinas de calibrado que podemos encontrar en muchos sintes analógicos populares, pero con un enfoque mucho más detallado, estos módulos pueden realizar una ronda de prueba y 'escucha' de los VCO para memorizar la curva de voltaje que es necesario aplicar y conseguir que suenen correctamente afinados.

No faltan sistemas basados en ordenador para compensar este tipo de cuestiones, pero la conveniencia de incorporar la solución en hardware puede ser bienvenida por muchos y encuentra materialidad en estas dos propuestas.

El grado de detalle es mucho mayor que el que permiten los controles clásicos de afinación en tantísimos VCOs y sintes analógicos, basados sólo en dos trimmers (potenciómetros de ajuste, normalmente internos) para ajustar un offset y una pendiente. No pocas veces podemos encontrar sintes analógicos que responden razonablemente en la zona central pero que empiezan a tener problemas de afinación en los extremos, imposibles de corregir vía esos dos trimmers.
Muchos sintes cuentan con rutinas de calibrado que en esencia les permiten ajustar por sí mismos esos dos parámetros, pero de nuevo pueden resultar a veces ineficaces.

Tanto R-60 como la solución VCM/VCS-20 se basan en aplicar la fuerza bruta: generan varios voltajes y analizan la nota producida por el VCO, aprendiendo así cuál es su verdadera respuesta, incluso nota a nota, con lo que pueden a continuación compensar los defectos de los VCOs y generar una tensión 'personalizada' que garantice su afinación. No importa si se trata de control tipo V/oct o Hz/V, en ambos casos el mapa de voltajes-notas se construye aprendiendo del propio VCO.

No son una solución barata (a razón de 190 libras esterlinas más impuestos y transporte cada VCM y cada VCS, y unos 400€ con IVA incl. el R-60), pero sí ambiciosa y, en algunos casos, una forma de poder poner en uso de forma cómoda módulos antiguos y venerados que de otra forma quedan inútiles por su empecinamiento en esquivar la afinación.
 

Metasonix R-60

http://www.metasonix.com/v3/index.php/r-60-self-tuning-midi-cv-interface

Cuenta con funciones MIDI panic, y reacciona a note on / off, pedal de sostenido (prolongando las notas sin atender los note off), rueda de bending y de modulación (lleva un LFO interno para realizar vibrato). El rango de bend y los ajustes del LFO interno (onda, frecuencia) pueden controlarse con CCs. Es un sistema sencillo pensado para un único VCO, y con salidas CV (0-5 V) y Gate (5V), además de la entrada audio para escuchar la salida del VCO.

Clarke VCM-20 y VCS-20

http://www.vinceclarkemusic.com/circuits

Vince Clarke se asocia a Analogue Solutions y abre con estas referencias un apartado de 'circuitos' en su actividad. Cada VCM-20 (con 'M' de Master, y VC de... ya os lo imagináis) puede controlar hasta 16 VCS-20 ('S' de Slave). Cada VCS-20 a su vez puede estar al tanto de un VCO. Cuenta con dos salidas CV, una asociada a los mensajes de nota y la otra a la información de velocidad de las notas MIDI. La salida Gate llega a los 11V y puede ser configurada en V-trig o en S-trig.

El controlador VCM único permite hacer juegos de polifonía, repartiendo las voces que entren hacia diferentes VCOs. El sistema cuenta también con posibilidad de hacer octavación en cada VCS (evitando tener que octavar en el propio VCO, lo que podría arruinar la afinación en algunos casos de defectos gravísimos).

Pablo Fernández-Cid
EL AUTOR

Pablo no puede callar cuando se habla de tecnologías audio/música. Doctor en teleco. Ha creado diversos dispositivos hard y soft y realizado programaciones para músicos y audiovisuales. Toca ocasionalmente en grupo por Madrid (teclados, claro).

¿Te gustó este artículo?
3
Comentarios
  • avatar
    #1 por --555182-- el 23/03/2015
    Este tío, para tener esa reputación de ser tan seco y tan tímido siempre aparece simpatiquillo y payaso en sus videos.
  • #2 por insula el 23/03/2015
    caros para ser un kit, sin salida de clock, con lo q me tengo q gastar para tener 2 voces + clock .... hay muchas opciones mas baratas, eso si sin autotune...... que la verdad q con afinal una vez al dia los osc suelen aguantar bien.

    poca inovacion para tanto ruido, esperaba algo mas.

    Si comparas la funcinalidad que aprta el Yarns de Mutable Instrumetnes..... no hay color.
  • #3 por Silesius el 23/03/2015
    Pero, ¿es un kit o no es un kit? Es caro en ambos casos... Y más si tienes que tener uno para cada VCO... Cuestan más que algunos VCO's bien decentes.
  • #4 por pablofcid el 23/03/2015
    La friolera de aprox 400€ con IVA incl. el R-60.

    Como bien decís cuestan más incluso que algunos VCOs bien majos. Pero a esto yo le veo el hueco en poder poner en funcionamiento razonable algunos VCOs antiguos que a estas alturas dejan mucho que desear. Y siempre para personas alérgicas al soft y que prefieren esquivar la presencia de un ordenador cercano y llevar todo en hard.

    Opciones hay de realizar control de analógicos y modulares vía software (incluidas rutinas de autiocalibrado nota a nota) que son muy atractivas como Silent Way de Expert Sleepers (http://www.expert-sleepers.co.uk/siwacalibrationdata.html y que se ha comentado varias veces en hispa )
    o Spectro Audio CV Toolkit que visitamos hace poco (http://www.hispasonic.com/noticias/spektro-audio-cv-toolkit-llega-version-13/40273) o Volta de MOTU (http://www.motu.com/products/software/volta/calib.html).
  • avatar
    #5 por --574121-- el 24/03/2015
    ¿Y no vuelve el sonido más soso?
  • #6 por pablofcid el 24/03/2015
    #5
    Es que hay algunos VCO que están hechos puré. Quizá estarían mejor jubilados y reemplazados por uno nuevo, pero hay cariños que matan y siempre hay quien quiere mantener en uso algún VCO rebelde. Además no se trata de una corrección en caliente ni adaptativa que deje muerta la vidilla del VCO. Sólo crean un perfil nota->voltaje que asegure que las notas que se oyen son las que tienen que ser. Las otras varias causas de inestabilidad pasajera siguen haciendo de las suyas y son las que imprimen carácter.

    Pero dicho eso, la verdad es que el precio asusta. Y las posibilidades que ofrecen aplicaciones como las citadas en #4 van mucho más allá de lo que ofrecen estas dos soluciones hard.
    1
  • avatar
    #7 por --574121-- el 24/03/2015
    Habría que oírlo en acción, de todas maneras me parece simpática la comparación con el Autotune.
  • #8 por pablofcid el 24/03/2015
    Realmente, ahora que lo dices, la comparación con el Autotune quizá es exagerada. Esto no mataría las variaciones 'intranota', no las dejaría planas y muertas. Sencillamente hace que al disparar vía MIDI una nota el voltaje que el conversor MIDI->CV ofrezca corresponda con un voltaje apropiado para que ese VCO concreto genere la nota deseada. Pero como el VCO sigue sometido a todas las otras condiciones de contorno que generan inestabilidades, sobre ese valor 'medio' seguirían existiendo toda clase de gracietas. Recentraría las irregularidades del VCO en torno a la nota correcta, pero seguirían estando ahí.
  • avatar
    #9 por --574121-- el 24/03/2015
    Ahora entiendo porqué no va a dejar el sonido tan soso.
    Lo de compararlo con el
    autotune me parece gracioso, ya podían escribir los periodistas titulares la mitad de justificados.