Técnicas avanzadas de masterización

29/03/2002 por Antonio Escobar

Introducción

Hay quien opina que la masterización no existe, que es un parche a una mala mezcla. Realmente, aunque no estoy totalmente de acuerdo, no deja de tener razón. En general, una buena mezcla requiere un proceso posterior mínimo. El problema es que, durante el proceso de la mezcla, se tiende a equilibrar unas pistas con otras sin tener claro cómo debe sonar el conjunto ?acrecentado por la fatiga auditiva?. Esto se evitaría en gran medida teniendo una pista como referencia constante durante la mezcla o usando un analizador de espectros.

Entonces, ¿cuál es el objetivo de la masterización? En primer lugar, conseguir uniformidad entre las pistas, de forma que no existan grandes diferencias de sonido dentro de un mismo trabajo; conseguir que suenen igual en cualquier equipo de audio, corrigiendo picos que han pasado desapercibidos en los monitores de referencia usados en las mezclas; y ganar algunos dB de volumen medio. En este último punto hay una gran polémica, pero esta nueva tendencia de apurar al máximo el volumen de una canción tiene su explicación en la psicoacústica. Para el oído humano, una canción que tiene más volumen que otra es percibida como mejor de forma inconsciente. Este curioso efecto es el motivo por el que se tiende a comprimir y limitar al máximo posible cada pista, consiguiendo, en muchos casos, que la pieza pierda toda la dinámica, siendo este un terrible error.

Propongo una situación real y habitual: acabas de terminar de mezclar unos temas y te gustaría que sonasen correctamente en cualquier sistema de audio y que tuvieran coherencia entre ellas. Sin duda necesitan una masterización, un ajuste común y preciso. Por tanto, coges tus pistas y las cargas en tu editor de audio y te dispones con tus bien conocidos monitores de campo cercano a masterizarlas... Sin duda estás comiendo de entrada tres errores bastante importantes: primero, nunca se debe masterizar sin descansar los oidos. Unos oídos viciados tenderán a destacar frecuencias en la mezcla; en segundo lugar, unos monitores de campo cercano no son lo más apropiado para masterizar, al no ofrecer una respuesta clara y amplia de todo el espectro; y en tercer lugar, tú no deberías nunca masterizar tus propias mezclas, puesto que hay detalles que ya pasas por alto por el vicio de escucharlos una y otra vez. Por tanto, lo mejor es recurrir a un buen profesional siempre que se pueda.

357.jpg

Las condiciones ideales de masterización distan en muchos casos de la mayoría de los estudios de grabación de cualquier categoría. Para estos menesteres se requiere una sala tratada acústicamente, para ofrecer una respuesta equilibrada en todas las frecuencias. No se trata de crear una cámara anecoica; consiste en evitar realces de frecuencias y rebotes dañinos para una correcta audición. Los altavoces son un punto clave: necesitamos escuchar todas las frecuencias sin coloraciones. Es un error habitual en los monitores de campo cercano y, en menor medida, en los de medio campo, su incapacidad para reproducir frecuencias graves, siendo atenuadas las frecuencias por debajo de los 70 Hz. Por tanto, unos monitores de campo lejano, multivía y habitualmente empotrados, serían el punto de partida ideal para la masterización. Es muy importante, además, disponer de escuchas de distintos tamaños y calidades para poder chequear el material en condiciones cercanas a las que dispondrá el receptor final.

La gran polémica surge en cuanto a qué elementos (y en qué orden son adecuados) para una masterización. En el artículo anterior se sugería el sistema del Finalizer. Sin duda hay cosas fundamentales que no deben faltar en una cadena de masterización: un ecualizador, un compresor y un limitador. Personalmente, no podría vivir sin un compresor multibanda y un par de conversores M-S (este elemento lo analizaremos más adelante) y, sin duda, es muy socorrido un excitador aural, pero la gran pregunta es ¿software o hardware? La respuesta: da igual, pero ha de ser de primera calidad. En general, la alternativa software suele ser más barata a igual calidad. Hoy en día, la solución software es la que ofrece mejor calidad-precio. Existen numerosos paquetes de primerísima línea de Waves, Spectral Design y TC, entre otros. Un ecualizador mediocre o un compresor de baja calidad puede destrozar una mezcla. En cualquier caso, la clave de todo el proceso es que la masterización no arregla una mala mezcla.

La normalización

Uno de los objetivos principales de la masterización de un disco es que las canciones sean percibidas a un mismo nivel medio. Cuando empiezas el ajuste de varias pistas, el primer paso lógico es normalizarlas de forma que el pico de volumen más grande coincida con el máximo permitido. En principio esto es innecesario puesto que, mediante la compresión y limitación, vamos a ajustar las pistas para que suenen todas a un volumen medio similar y al normalizar podemos perder sutilezas. Sólo cuando una pista muestre un volumen demasiado bajo se requeriría una normalización. Además, en ese caso, si la pista fue mezclada a 16 bits, la normalización puede aumentar el nivel general del ruido de la pista, con lo que es más conveniente volver a la mezcla y subir el nivel de la mezcla.

Compresión multibanda

Con un compresor multibanda se pueden hacer ajustes muy precisos sobre las distintas bandas. Son útiles para destacar o atenuar instrumentos o frecuencias descontroladas. La diferencia más importante con la ecualización es que la ecualización recorta las frecuencias seleccionadas en todos los casos, mientras que un compresor ajustado a una banda de frecuencias sólo actuará cuando el volumen de esa banda supera el umbral establecido. El compresor multibanda es muy útil para retocar el equilibrio espectral, pero adquiere su mayor esplendor cuando se usa en modo M-S.

Modo M-S

Sin duda uno de los procesos más útiles para hurgar en las entrañas de la mezcla. La conversión M-S consiste en convertir una mezcla de dos canales L-R (izquierda ? derecha, una mezcla estéreo normal) en el formato de dos canales M-S (centro-estéreo), de forma que el canal M contiene la información que se escucha en el centro de la mezcla y el canal S sólo la información estéreo. El canal S consiste en la señal resultante de restar al canal izquierdo el derecho. El canal M es la suma de la señal resultante de sumar el resultado de restar a cada canal la señal S.

M = (L-S)+(R-S) ; S= L-R

Para devolverlo al formato L-R, sólo hay que hacer pasar de nuevo el audio por otro conversor M-S.

Generalmente, en una mezcla solemos disponer en el canal central de la voz, el bajo, el bombo, la caja y algún instrumento solista y en el canal del estéreo suelen estar charles, rebotes de los ecos, reverberación e instrumentos de adorno. Supongamos que tenemos una mezcla en la que la voz suena demasiado alta; es un gran problema. Si intentamos atenuarla mediante ecualización, probablemente perdamos las guitarras ?panoramizadas a los lados?. Si montamos la siguiente cadena...

358.jpg

...y ajustamos el compresor multibanda en la banda de la voz, podremos atenuar únicamente la voz sin dañar el resto de los instrumentos.

Excitador aural

Este elemento fue en el pasado utilizado ampliamente. Cuando la tecnología musical estaba bajo mínimos, las mezclas eran bastante opacas y llegó a ser tan imprescindible que su inventor sólo los alquilaba. Su principio activo se basa en la restauración de armónicos perdidos durante el proceso de la mezcla, añadiendo brillo. En la actualidad, basándose en el mismo principio, han aparecido un nuevo tipo de excitadores que añaden presencia en el espectro de los graves o incluso los que permiten la selección de la frecuencia central. Con la mejora de los procesos de grabación y mezcla, su uso ya no está tan justificado, aunque en muy pequeña cantidad puede añadir ese brillo que suele faltar en los masters. Es un efecto con el que es muy fácil pasarse, porque el oido se acostumbra muy rápidamente y se tiende a añadir más de lo necesario.

Los medidores

359.jpgPara poder ajustar el nivel entre canciones, es necesario usar medidores fiables. Los vúmetros incorporados en las mesas de mezclas y en los programas suelen ser medidores que reaccionan muy rápido a los transitorios, ideales para evitar distorsión y saturación que, por otro lado, es tan peligrosa en la grabación digital y aparece en cuanto superas los 0dBFS (FS = fondo de escala). Realmente, nuestro oído no escucha así. Aunque tengamos dos canciones cuyos picos máximos llegan al mismo nivel, el volumen medio puede ser diferente. Para poder medir eso, es necesario la utilización de medidores que funcionen en modo RMS (Root Mean Square). Una medidor en modo RMS proporciona el valor eficaz del volumen. Esta forma de medir es más parecida a la forma que tiene el oído humano de escuchar, motivo, además, por el que los medidores analógicos se siguen usando aún en nuestros días.

Software de masterización

Como comenté al principio del artículo, las soluciones en software para masterización ofrecen mayores ventajas que sus equivalentes en hardware. Realmente, se puede masterizar con cualquier programa que permita añadir plugins de efectos y modificar sus parámetros en tiempo real, con lo que abre mucho nuestro abanico, pudiendo ser desde un secuenciador (Pro Tools, Nuendo, Logic, etc.) hasta un editor de audio (Spark, WaveLab, SoundForge, etc.) o un programa especializado (T-Racks).

Entre los editores de audio, los más especializados son Spark y WaveLab. Spark permite el ruteo de la señal a través de distintos efectos, pudiendo separar los canales y procesarlos independientemente de formas muy complejas. WaveLab trae un rack que permite la carga de varios efectos simultáneos y tienes opciones avanzadas de análisis del audio. Existen otras opciones como Peak o SoundForge, pero dan menos facilidades a la hora de masterizar.

El T-Racks 24 es un programa de masterización integrado completamente autónomo. Se basa en la emulación de procesadores de válvulas y no soporta plugins de ningún tipo.

Dentro de los paquetes de efectos en plugins, confesaré que tres son mis favoritos: DSP-FX, Steinberg Mastering Edition (diseñados por Spectral Design) y los de Waves.

DSP-FX es un paquete con algunos años que funciona como plugin DirectX y Saw que contiene varios procesadores (reverbs, chorus, eco) y, en especial, un excitador aural (Enhancer) y un limitador (Optimizer) fabulosos. Su interfaz es bastante antiguo, pero su sonido es fantástico. En particular, el medidor del limitador es muy útil para ajustar el volumen relativo entre las pistas.

El Steinberg Mastering Edition es un paquete de plugins DirectX, VST y WaveLab que contienen un buen surtido de procesadores especialmente dedicados para la masterización que contienen todos los elementos necesarios para realizar una masterización completa. Son plugins de primera calidad entre los que se encuentran el popular FreeFilter (un ecualizador gráfico con funciones de adaptación de curvas de ecualización), el Loudness Maximizer (un limitador bastante musical) y el MultiBand Compressor es un buen compresor/expansor multibanda.

 Waves proporciona varios paquetes de plugins, algunos de ellos muy apropiados para la masterización. En particular, es muy popular el L1-Ultramaximizer, un limitador maximizador para masterización y el Ressinance Compressor, un estupendo compresor que puede emular varios tipos de compresores, muy suave y cálido. El L1 me resulta demasiado bruto con la limitación y, de todos los limitadores comentados en este apartado, es el que más deteriora el sonido, cortando muchas veces los picos. Recientemente, Waves ha presentado el L2, descendiente de su versión en rack y que mejora mucho en musicalidad el resultado.

Existen otras opciones de muy buena calidad, como el paquete de plugins TC Native Bundle, que ofrece un surtido de herramientas aptas para masterización y, en forma de programa autónomo, Emagic Waveburner Pro, ideado para la masterización y grabación de masters en CDs.

Hardware de masterización

En este apartado existen numerosas opciones posibles, siendo muy habituales los equipos antiguos a válvulas. Últimamente han ido apareciendo algunas soluciones "todo en uno" de mano de dbx (Quatum y Quatum II), Drawmer (Masterflow DC2476) y los más populares de TC Electronic con su gama Finalizer, Finalizer 96K y Plus.

Por Antonio Escobar

30
Comentarios
  • #1 por donna el 10/07/2006
    Está bueno
  • #2 por teo el 12/08/2006
    muy bueno
  • #3 por Battu el 26/12/2006
    esta bravasa
  • #4 por ortzy el 10/04/2007
    Hola Antonio, yo soy DJ Productor y me gustaría saber tu opinión sobre la masterización en la música electrónica.... quisiera saber si el proceso:

    Entrada - Normalización - Compresion - Limitador - Salida

    Se cumple también para este tipo de música.... y cuales son las consideraciónes mas importantes a la hora de masterizar este genero.

    Gracias y felicitaciones por tu artículo!

    Ortzy

    PD: Trabajo con Ableton 5 y Tengo varios pluggins para masterización incluyendo Waves (para que tengas una idea)
  • #5 por Nushu el 17/08/2007
    Gracias por tu gran aportación!

    Soy compositor y me encargo de la masterización de bases de hiphop de varios amigos.
    Pregunta:
    Estoy ayudando a un grupo de hip hop y tengo problemas a la hora de implementar las voces en toda la mezcla. Algún truco?
    Es una voz y coros.
    Si puedes contestame en: vampidsk@yahoo.

    Mil gracias y un saludo.
  • #6 por WalterProducer el 19/08/2007
    es asi de simple todo el tema, lo complejo quiza sería tener un oido entrenado para realizar todos los ajustes y el equipo adecuado claro esta, gran artículo, no deja nada en secreto, yo le sumaria un analizador de espectro al final de la cadena de plugins para poder "ver" lo que escuchas, saluuuud!!!!
  • #7 por seoane07 el 20/08/2007
    ya solo me faltan dos orejas nuevas ...
  • #8 por naproducciones el 26/08/2007
    Por favor porq no puedo abrir en sonar 4 un archivo de sonar 6? y que puedo hacer para recuperarlo
    gracias
  • #9 por didixxcore el 28/08/2007
    excelente material, pero quede con gusto a poco, seria posible algo mas detallado, Algo como tips de materizacion o algun "trick" que nos puedas enseñar seria ideal

    se agradece la info (Y)
  • #10 por 1959 el 21/09/2007
    Muy buen artículo! excelentes tip´s. Podrías darme datos para hacer una compresión directamente en un porta-estudio. Es decir al terminar la mezcla, recurrir a hacer una leve compresión final para darle brillo a la grabación. Tengo una multitrack´s Roland y ya de salida se puede aplicar la compresión. Algunos consejos básicos que pudieras comentar.Grabo todo tipo de música o proyecto y tengo que adaptarme a el género que se presente. Además de mis propios proyectos musicales. Saludos desde México. Te lo agradeceré.
  • #11 por audiofusion el 23/09/2007
    hola hermano te escribe carlos ...tengo un pequeño estudio con relativo exito ya he metido varios exitos a nivel nacional en mi pais. trabajo como productor musical y quisiera saber algo mas del modo m-s cuentame si exite algun plugins que haga este proceso o como la hago y con que programa gracias por la atencion.
  • #12 por marcspeed el 06/12/2007
    muy buenas gente!

    Gracias antonio un peazo articulo!

    Tengo una pregunta; ke plug-in permite aplicar o utilizar el sistema Modo M-S ????

    agradeceria respuestas , gracias
  • #13 por Armando Casau el 13/02/2008
    pues se dedona un conocimiento muy tecnico y practico sobre el tema. añadire este documento a mi lista de guias para mastrizar.

    sin embargo me asalta una dudita.

    voy a trabajar con protools en una tarjeta m-box
    que tal se comporta el Sonar 7 con esta tarjeta de sonido
    ambos programas masterizan igual si se manejan de la forma correcta?

    los monitores activos M-audio sirven para mostrar el sonido real de la grabacion y permiten una buena masterizacion?

    como mensionas en este documento solo el software me ofrese cantidad de herramientas que me permiten realizar una exelente masterizacion? es decir no requiero de equipos hardware para masterizar. eso es correcto?

  • #14 por belita el 12/03/2008
    Uy qué buena onda que haya tan buenos articulos a nuestra disposición!!! Así todos los que trabajamos con home studio podemos tener mejores resultados con nuestra producciones. Me gusta mucho esta comunidad y me parece el mejor foro que he encontrado.
    FELICIDADES A LOS CREADORES Y A TODOS LOS QUE PARTICIPAN.. GRACIAS!!!
  • #15 por MuZaiK (Andrés Latorre) el 05/06/2008
    Muy buen articulo,me ha quedado bastante claro el tema de masterizacion.Gracias
  • #16 por mmontecino78 el 28/08/2008
    muchachos yo empese hace poco a producir y a grabar y mesclar y hasta masterizar , no se queden la unica manera de ser el mejor es leyendo, paracticando,aprendiendo a escuchar todo lo que tiene sonido , nuestro oido es el mejor aliado cuando graben pueben sus mesclas en todos los reproductores que puedan y si se escucha bien e iguales las mesclas en todos van en buen camino, tengan relacion con algun disco que quieran que se les paresca y copien si no saben , con su oido las frecuencias de los intrumentos a grabar
    y si logran hacer parecer que por ej:la bateria suene parecido ah.... hagan lo mismo con los demas intrumentos y lo mas importante traten de tener implementos que aseguren un buen rendimiento no instrumentos o cosas demasiado economicas para que sus grabaciones suenen de pelicula y no tengan despues que estar con plug in terminando de ecualizar algo que ya no se puede porque es de mala calidad hay que invertir para asegurar el exito ya los productores buscan tecnicas para en el,proceso de mesclas no tengan que EQ
    casi nada entonces despues cuesta menos masterizar , ojala logren el sonido que quieren durante la mescla no despues ya que un ecualizador multibanda o un compresor , pueden hacer maravillas pero este consejo es cierto tengan la idea antes como quieren que suene para despues hacer todo mas facil en el proceso de mastering y sabemos que no hay presupuesto para pagar a otra persona para que lo haga , pero lo podemos hacer nosotros eso si. descansando unos dias el oido para poder masterizar un tema por vez
    otro consejo hagan plantillas de EQ que les hayan quedado bien de un tema , les puede servir para que un proyecto suene uniforme a los otros temas de una producion ,
    sigan estudiando y les aseguro que no se daran cuenta y en un tiempo mas se veran trabajando con gente muy esperta en esto y pidiendoles trabajar con ustedes en sus proyectos asi que a quemarse las pestañas y practicar dia a dia los secretos de la grabacion ...
    saludos
    mauricio montecino
  • #17 por mmontecino78 el 28/08/2008
    armando casau

    dicen y he comprobado que pro tools tiene el mejor motor para la mescla tu interfaz
    es muy buena con pro tools te servira muy bien ...cubase tambien tiene un buen motor de audio pero no lo supera a pro tools , lo otro. ojala para hacer una mescla exelente inviertas en un software original y marcaras la diferencia en relacion a todos los que trabajen con copias bajadas de internet , para masterizar usa wavelab ya que tambien todos los plugin que instales estaran en la lista de wavelab 5.0 y otros que no puedas ocupar en pro tools o en cubase por que son dx los podras usar aqui ...por ej¨:
    no tenia el autotune para pro tools o vsti o rtas ....y lo que hice es que tenia una version del autotune dx y prosese la voz en el wavelab y luego la mescle en pro tools
    asi sali del paso ,ya que pro tools no me soportaba el plugin dx ..asi que eso es lo que te puedo aconsejar
  • #18 por Bdj el 02/09/2008
    estaria bien ke respondiesen a las preguntas que se han planteado, ya ke yo mismo me las hago y creo ke otros tambien kerran ver las repuestas.

    Muchas gracias, estoy absorbiendo info en cantidades industriales, me tocara repasar. jejejeje

    Bdj
  • #19 por NNR el 22/09/2008
    La verdad esq la mitad de las cosas que se hacen en el mastering se podria arreglar en la mezcla.
    No seria mejor que otra persona revise pista por pista y que aga los cambios q aria masterizando pero aplicandolo donde quiere...
    Creo q el mastering es mas para que suene "asi" o "asa". COmo se dice en este tuto, si la voz esta demasiado alta... pues se arregla en la mezcla..no?
    No obstante super bien explicado! Ahora me qda mas claro q no debo masterizar xD
    Gracias!
  • #20 por tropicana el 26/12/2008
    muy buennos consejos esta muy bien este foro de masterizacion.
    gracias desde canarias.
  • #21 por gerardo_vasfer el 05/06/2009
    hola amigo yo voy a empezar a usar el finalizer pero no lo se usar me podrias ayudar como usarlo, xq cuando grabo no me sale buena calidad ni una buena masterizacion.. gracias
  • #22 por hvmastering el 25/09/2009
    Me uno al sentir general en cuanto a que se trata de un buen artículo sobre masterización. Lo único que tengo para comentar es que es solo eso: un artículo. No es un curso ni un tratado sobre masterización, ni creo que haya pretendido serlo, de la misma manera que leerse "Historia del tiempo" de Stephen Hawking no lo vuelve a uno físico puro.

    Llevo algunos años dedicado en exclusiva al mastering luego de 20 años con grabación, mezcla, sonido en vivo, un par de años de experiencia en programación y una carrera de ingeniería electrónica encima.

    Confieso que al principio esperaba que mi vida profesional se simplificara mucho; creía, como muchos, que era un asunto más bien sencillo de tratar y que bastaba con tener las herramientas adecuadas y poco a poco ir perfeccionando la técnica.

    Nada más lejos de la realidad.

    He tenido que investigar muchísimo de una forma interdisciplinaria, dado que el propio oficio lo es. Masterizar un álbum es un proceso a medio camino entre artístico y técnico. La parte artística, por supuesto, requiere corazón en el operador, pero la parte técnica es lo que es y hay que ceñirse a los estándares.

    No solo había que aprender sobre sicoacústica(tema escabroso, complicado, pero fascinante), técnicas MS, compresión paralela (downward y upward), limpieza espectral, significado de los diferentes "pesos" para el análisis de frecuencias (A, B, C y flat) y cosas que ni siquiera manejamos como los procesadores radiales (AGC como el Orban Optimod y similares), sino aspectos logísticos e incluso comerciales como los códigos ISRC y UPC/EAN, con los que el ingeniero de masterización tiene que lidiar en cada trabajo.

    Incluso había que enterarse del efecto sicológico que tiene algo tan aparentemente simple como el secuenciado (que Robert Katz maneja como una sucesión de "actos", como una ópera) y el efecto que esto puede tener en las ventas (con respecto a ésto, yo siempre les pido a mis clientes que ordenen los temas del álbum como si fueran a hacer un concierto con ellos).

    Había que saber cuál es exactamente el método que emplean tanto Windows como MacOSX para mostrar toda la información de los CD's comerciales, carátula incluida, con solo insertarlos en su drive y de esta manera, poder ofrecerles esto a los clientes.

    Hay que conocer los diferentes formatos en que puede recibirse una mezcla y en los otros tantos en que la casa de prensaje espera recibir el master ... por supuesto, conocer de manera objetiva (técnica) las características reales de cada uno y por consiguiente tanto sus bondades como sus desventajas.

    Calibrar el sistema de monitoreo es tan importante como el sistema mismo: había que enterarse de la norma SMPTE RP200 y el sistema k (que van mejor juntos).

    Sobre todo, tener el buen juicio de no tener una "cadena" de procesos pre-establecida para todo lo que venga: cada trabajo tiene sus requerimientos, sus posibilidades y limitaciones, su forma de ser tratado.

    He tenido trabajos con una cadena ridículamente larga de procesos que probaron ser necesarios. (Casi todos ... en realidad, casi siempre hago la prueba de quitar). También he resuelto a veces con un simple eq y un limitador.

    Un tip sencillo: algo que aprendí en el campo de la guionística (!?) o como sea que llamen a realizar libretos para películas. Hay un famoso autor de nombre Syd Field que propone lo siguiente: toma una escena y quítala. Si la historia se entiende y no sufre, quizá lo mejor sea no volverla a poner ... Tanto a nivel de la "cadena de procesos" como en la intimidad de cada aparato/plugin, este es un buen ejercicio para hacer. Por ejemplo, hay ecualizadores que permiten activar o desactivar cada banda, sin mover los respectivos controles, precisamente para esto: luego de ecualizar, toma una determinada banda y desactívala. Si suena mejor, talvez sea mejor dejarlo así. :)

    Toma un proceso de la cadena y hazle un "bypass". Si suena mejor, no lo uses. Quítale un poco de "ratio" a un compresor. Si mejora, déjalo así. Si no, siempre puedes volver a dejar las cosas como estaban.

    Es bueno recordar que principalmente la masterización consiste en hacer el menor daño posible al material que le entregan a uno. Llevarlo a su máximo potencial, si es posible ... y si lo tiene. :)

    Masterizar es un oficio como muchos otros. No es un parche que uno le pone a una mezcla mal lograda. Más bien saca a relucir todos los aciertos de una mezcla y resalta todos sus errores. Si es una mezcla excelente, no puede sino sonar bien en manos de profesionales.

    Con respecto a las cajas "mágicas" que las venden como algo que hace el trabajo por uno, automáticamente, habría que hacer una importante aclaración. El Finalizer, por ejemplo.

    Es un aparato de TC para aficionados, para darle un poco más de "punch" a sus mezclas, pero en ningún caso es una herramienta profesional.

    Los mismos de TC fabrican MASTER 6000, que no pretende hacer ningún trabajo mágicamente y sí exige mucho conocimiento por parte del usuario: ésta, en cambio, es una herramienta profesional.

    Esto se puede captar desde la filosofía misma de cada desarrollo: a la herramienta profesional se la llama de ésa forma por una sola razón: es PARA profesionales. Para seguir con el ejemplo de TC, el MASTER 6000 es un aparato complejo, lo que no es un problema si es un profesional quien va a usarlo. En cambio, si lo que se busca es darle una herramienta a un aficionado para que pueda hacer el trabajo de manera rápida y sencilla (sin "complicarse" mucho), es preciso que ésta haga tanto proceso automático como sea posible, como por ejemplo un Finalizer.

    Lo más malo de ése enfoque (el de las "cajas mágicas") es que violan el principio de la diversidad: no se puede usar el mismo proceso para todo trabajo, de toda procedencia, para todo estilo, para toda pretensión artística.

    Por eso el factor humano es imprescindible:

    Porque las herramientas están subordinadas a los métodos y éstos a los objetivos que se persiguen.

    Nosotros los técnicos trabajamos PARA los artistas, quienes son los que desde el principio CREAN los conceptos artísticos, a los cuales se debe todo lo que sigue. Todo lo que tenemos, lo que sabemos y hacemos sirve solamente para materializar de forma tan precisa como sea posible la visión del artista, quien es la primera y última razón por la que el álbum se hace, en primer lugar.

    Pero eso es otra historia.
  • #23 por Kevin B el 01/10/2009
    Pssssss q buen Post. Quiero armar mi estudio y quisiera q me dijeran q debo de tener para masterizar d=·)
  • #24 por gsilvamusic el 28/11/2009
    Los felicito, gran artículo. Salu2.
  • #25 por Dmg_trp el 05/12/2009
    Muy buen artículo