6

Carl Martin Compressor Limiter

Opiniones de usuario (2)
  • SOHAM
    5
    Opinión de SOHAM el 24/12/2019

    Lo mejor: Tanto para guitarra como para estudio

    Lo peor: nada

    Como compresor, es tan limpio al comprimir frecuencias según el Threshold base que le indiques que hay quien lo usa en estudio como compresor.
    Tiene varias funciones según (compresor o limitador) según el nivel de release que le des, un sustain buenísimo y una sensibilidad única a la hora de comprimir, con un recorrido de compresión largo.

    No he necesitado mirar otros desde que uso este, y a la strato pasiva la levanta que da gusto...

    Muy recomendable!
  • rgadicto
    4
    Opinión de rgadicto el 24/12/2019

    Lo mejor: Sonido transparente que respeta el tono de la guitarra y la forma de tocar, calidad de construcción

    Lo peor: El precio es elevado, no es muy fácil de manejar, la fuente integrada puede no ser conveniente para algunos

    El compresor de Carl Martín es posiblemente uno de los compresores más transparentes que puedes encontrar para tu pedalera. Se trata de un pedal caro y algo voluminoso, aunque lleva incorporada la fuente de alimentación y se conecta directamente a la toma de electricidad, lo que puede ser una ventaja o un inconveniente en tu pedalera. Recientemente, la marca ha sacado el modelo signature Andy Timmons (uno de los usuarios de este pedal) que tiene dos canales con nivel y compresión independientes compartiendo los ajustes de umbral y respuesta, aunque este modelo no lleva la fuente de alimentación incorporada.

    El pedal tiene cuatro controles como decíamos: umbral, compresión, respuesta y ganancia, lo que hace que no sea especialmente sencillo de manejar, pero sí muy versátil y que se pueda adaptar al tipo de guitarra, la salida de las pastillas o a la manera de tocar. Otros compresores tienden a ahogar o a sobre comprimir el sonido, pero con este modelo, al poder controlar el umbral, la compresión, la respuesta (el tipo de compresión) y la ganancia, puedes ir hacer que el efecto sea sutil y el sonido más transparente sin que “ahogue” la dinámica al tocar acordes, por ejemplo, como pasa con otros compresores????.

    En la web de Carl Martin o en el manual impreso que viene con el pedal encontrarás una buena guía de ajustes para tener de referencia y encontrar tu sonido; aunque es un pedal que obliga a trabajar un poco para encontrar ese punto dulce en el que mantienes el ataque de la nota y consigues un sustain limpio sin perder la dinámica. En mi caso, puede unas pequeñas marcas con cinta para recordar los ajustes ya que es un pedal analógico sin posibilidad de guardar ajustes ni nada por el estilo.

    Al poder regular tanto el umbral como la ganancia, también puedes usarlo un poco como booster limpio directamente sin compresión o con una compresión muy ligera y puedes jugar con él también añadiendo un overdrive suave antes o después de la señal, consiguiendo sonidos ligeramente saturados con muchos sustain al estilo ?de John Mayer o Robert Cray... Además de con eléctrica, yo le usado con acústica con un resultado muy bueno, de hecho es ideal si usas una acústica y el compresor de tu amplificador no te convence o vas directo a una caja de inyección.

    En conclusión, el compresor de Carl Martin es un pedal caro, pero la verdad es que una vez que te acostumbras a tocar con él, cuesta tenerlo apagado y ciertamente mejora mucho el sonido limpio de cualquier amplificador. ?Si es un buen amplificador de válvulas????, por supuesto el sonido es mucho más rico pero puede hacer que una amplificador de transistores con un limpio estéril mejore sustancialmente. La calidad de construcción y componentes es excelente como en toda la gama alta de Carl Martin y el pedal no tiene apenas ruido, lo que también te permite usar compresiones más fuertes.