1
1

Gretsch G5265 Electromatic Jet Baritone

  • Raul Cabezali
    5
    Opinión de Raul Cabezali hace 2 semanas

    Lo mejor: Un sonido claro, definido, ideal para 'twang', surf, y temas fronterizos. Cómoda de tocar a pesar del mástil 'tocho'. El Bigsby funciona a la perfección sin desafinaciones.

    Lo peor: No es una guitarra de aplicación "universal" y las cuerdas más gruesas requieren dedos fuertes y callos consolidados.

    Para quien no sepa de qué se trata una guitarra barítono, es una guitarra que permite una afinación más grave (de Si a Si, en vez de de Mi a Mi) con un sonido entre un bajo eléctrico y una guitarra. La podéis escuchar en muchos temas instrumentales clásicos de los 50 y 60 (por ejemplo, 'Diamonds' de Jet Harris), muchas veces en la forma del "Bajo Sexto" de Fender.

    De nuevo, esta es una guitarra que lamentablemente ya no se encuentra en mi arsenal, aunque gracias a Manitú le hice fotos y además aparece en algunas de mis grabaciones. La adquirí de segunda mano a otro compañero de grupo, que al cabo del tiempo me la recompró - y no descarto que, si los dioses me son propicios, se la vuelva a recomprar -. El caso es que no todos los días puedes estar tocando una barítono. Te metes en el terreno del bajo muchas veces y el hecho de que las cuerdas sean más gruesas hacen que tocarla pueda llegar a ser un trabajo físico (estás tocando con acordes de cejilla y haciendo bendings con cuerdas casi de bajo), así que cuando tuve que hacer caja para adquirir el ordenador con el que estoy escribiendo estas líneas, ésta fue una de las sacrificadas por falta de uso. Por cierto, una guitarra barítono puede ser la solución cómoda cuando toques con una cantante: La tesitura de las féminas no siempre casa bien con los tonos típicos del rock masculino (mi, la, sol...), así que cuando acompañes a una cantante a quien estos tonos no le vayan bien, te pida que le pongas el tema tal en do o en fa sostenido y no tengas ganas de transponer los acordes y aprenderte el tema de nuevo, te sacas la barítono (la guitarra) y seguro que usando las formas de acordes que ya te sabes puedes acompañarla sin problemas.

    El mueble no es "bueno", quiero decir, creo que es un sandwich de contrachapado - o eso me pareció cuando la abrí el compartimento de la electrónica -, pero aparentemente esto no tiene una influencia negativa en el sonido. El acabado sparkle la hace muy especial visualmente. El mástil es de haya con un diapasón de palisandro, muy oscuro en la que yo tuve. Dispone de clavijero Grover muy preciso, dos pastillas humbucker con el sonido clásico de Gretsch, es decir de poca salida y con un sonido muy definido y claro, y un vibrato Bigsby de funcionamiento suave y preciso.
    En cuanto a sonido, le pongo un 5/5 en el contexto en que yo la usaba, es decir, instrumentales con aire sesentero, surf y espagueti-güestern. No la llegué a probar para tocar jevi roscachapa brutíjimo Djent de la muet-te (entre otras cosas porque no sé tocar esas cosas), pero estoy convencido de que para eso no vale por el tipo de pastillas de baja salida que monta.
    En definitiva: una guitarra muy visual en el escenario, ideal para tocarte temitas twangy y surf, y que te puede sacar de apuro para acompañar a una cantanta.

    En estos temas la podéis escuchar:

    https://www.jamendo.com/track/758058/surface
    https://www.jamendo.com/track/758063/sobako-konwasa
    https://www.jamendo.com/track/1055148/of-mice-and-cherry-trees
    https://www.jamendo.com/track/758057/ride-on