Pensamientos anormales: Cristina Llanos . . .

. . . y la mierda de Dover.

Cristina Llanos es la cantante del grupo Dover para quien no lo sepa. Dover es un grupo de música que empezó allá por 1992 y que tuvieron su gran momento con el hit Devils Came to Me, en el que atrajeron una gran masa de pijos rabiosos, malotes de fin de semana y desubicados varios.

La letra se caracterizaba por ser simple y absurda, aparte de ser cantada en un inglés que Cristina Llanos debía haber aprendido en una academia a distancia y por fascículos pocos días antes.

Dover nunca se ha caracterizado por ser un grupo puntero, ni por tener grandes temas ( a excepción del anteriormente comentado . . . que fue una excepción) y ni mucho menos por tener unos grandes músicos ni una buena cantante.

Cristina Llanos y por extensión Dover, son la manifestación física de que todo puede darse en el mundo de la música, incluso ser un grandes ventas pinchado en los 40 principales.

Al principio de su carrera Cristina Llanos tenía la imagen digna de un orco salido de Moria un Domingo por la mañana tras 12h de curro continuo matando hobbits. Y ahora, con un aspecto más angelical, y con pinta de no haber visto un rabo en su vida esa es la imagen que quiere vender.

Atrás ha quedado aquel pequeño orco infecto que no conocía la cera del bigote, para dar paso a este proyecto pálido y quedradizo de una Heidi inocente que debe llevar la entre pierna a laser a la vez que nos ilumina con una inocente sonrisa.

Por mucho que cambie su aspecto, hay una cosa que nunca va a cambiar y es que no tiene ni puta idea de cantar, que suerte tienes de que existe el auto tune.

 

Loormelotte

¿Te gustó este artículo?
1
Comentarios