DJ

Primeros pasos como DJ: Eligiendo equipo (I)

En nuestro primer artículo tutorial de la serie "Primeros pasos como DJ" estuvimos hablando de música, de cómo debes investigarla, coleccionarla, escucharla, respetarla… en definitiva de cómo empezar a relacionarte profesionalmente con la música. En el artículo de hoy empezaremos a hablar –porque esto van a ser varias partes– del equipamiento necesario para reproducir y manipular esa música. Para ello analizaremos factores como el formato en el que vas a almacenar la música, las aspiraciones tanto artísticas como profesionales, y el presupuesto del que puedas disponer. También te hablaremos de algunos errores típicos a la hora de elegir equipamiento. ¡Empecemos!

¿Has elegido vinilo puro y duro? Valiente elección

Elegir el vinilo como formato para empezar a pinchar es una elección muy valiente y que te permitirá aprender mucho, pero ojo, la curva de aprendizaje es un poco escarpada y pasa algún tiempo hasta que consigues resultados satisfactorios –no debes desanimarte por el camino–. Para saber si estás seguro de tu elección, sopesemos los pros y contras de elegir el vinilo como tu camino de inicio.

Pros:

  • Adquirirás una gran capacidad para seleccionar música. Si pinchas con vinilo tendrás que comprar tus vinilos, y cada tema que elijas supondrá un desembolso de dinero, así que aprenderás a elegir bien.
  • Adquirirás una gran capacidad de análisis musical. Para escuchar un vinilo sólo debes encender un plato, el sistema de amplificación y poner el disco. No hay formas de onda que te ayuden, ni luces indicadoras de cuando se acaba la canción, debes conocerte la canción bien para poder usarla, y para ello la tendrás que esuchar con mucha atención muchas veces.
  • Tu técnica será muy depurada. Hacer sesiones enteras a base únicamente de vinilo con pocos errores de técnica requiere mucha práctica, tendrás que aprender mucho, pero lo aprendido será muy útil. Al aprender sin ayudas digitales, también adquirirás una técnica que te será realmente útil cuando pinches con equipamiento que conozcas poco o que no hayas usado nunca, puesto que con las funciones más básicas podrás salir adelante.

Contras:

  • Te va a salir caro. Aunque la compra del equipamiento para pinchar con vinilo pueda ser equivalente al de un sistema digital, el ir haciéndote una buena colección musical termina saliendo algo caro. Hoy en día los singles y EPs en vinilo rondan los 8-12€, mientras que los álbumes rondan los 16-30€. Si son ediciones limitadas o de tirada corta, debes decidir rápido si lo compras porque puedes perder la oportunidad para siempre de tener un disco. Mucha gente sobrevive con el mercado de segunda mano, pero hasta ese mercado sale más caro que el digital.
  • El vinilo pesa –y mucho–, personalmente considero un coñazo transportarlo hasta clubes, con el añadido de que cuando llegas al club quizá no tenga una cabina apropiada para pinchar con vinilo –excesivo feedback y vibraciones– ni unos platos en condiciones –en mal estado o mal calibrados–.
  • Lleva cierto tiempo tener resultados que merezca la pena enseñar. Mientras que con un sistema digital cargas dos canciones que has comprado online hace 10 minutos, pulsas cuatro botones y ya las tienes sonando a la vez acompasadas, pinchando con vinilo la cosa es bastante más larga. Ni tienes la música inmediatamente, ni vas a adquirir inmediatamente la habilidad hacerlas sonar acompasadas en el momento adecuado. Tardarás algo de tiempo antes de poder decir a tus amigos que “eres DJ”.

Respecto a qué platos comprar, publicamos hace poco un extenso artículo centrado precisamente en los platos que actualmente pueblan el mercado de primera y segunda mano, sus similitudes, diferencias, etc. Puedes leer el artículo aquí, pero si quieres una opinión rápida y resumida sobre qué platos comprar siendo un DJ novato, te lo digo en dos párrafos:

  • Si vas a comprar algo nuevo, adquiere los mejores Súper-OEM que te puedas permitir. Mi preferencia personal son los Reloop RP-7000 y los Pioneer PLX, si no te alcanza para ninguno de estos dos trata de adquirir el Synq XTRM-1.
  • Si vas al mercado de segunda mano para tratar de conseguir unos Technics, hazlo sólo si puedes probarlos en persona y si en la compra puede ayudarte algún DJ experimentado que sepa diferenciar un Technics en condiciones: pitch bien calibrado, motor con fuerza consistente, todos los botones funcionan correctamente, cojinetes del brazo sin defectos, mecanismo anti-skate en orden…

Tendrás que adquirir unas cápsulas y agujas para tus platos. Si eres novato no te aconsejo de primeras emplear un sistema de dos piezas –portacápsulas + cápsula– porque tendrás que aprender a atornillar y cablear la cápsula al portacápsulas, además de quizá tener que añadir peso adicional a la cápsula… es más práctico que empieces por un sistema de una pieza “para todos los públicos”, te recomiendo que directamente adquieras un paquete de dos cápsulas y agujas Ortofon Concorde, concretamente las Ortofon Concorde Pro, de color gris metálico. Más adelante si te enamoras de verdad del vinilo puedes probar a experimentar con otras cosas, pero empieza por algo directo que te permita conectar las cápsulas, ajustar el contrapeso del brazo y ponerte a pinchar.

Respecto a la elección de un mixer adecuado a la opción de pinchar con vinilo puro y duro podemos tener en cuenta varias consideraciones; la primera sería que durante bastante tiempo te bastará con un mixer de dos canales, como suelen ser más baratos que los de cuatro, al menos procura que sea un buen mixer. Algunas cosas a tener en cuenta a la hora de comprar un mixer, aunque sea un mixer sencillo:

  • Que disponga de filtros, dan mucho juego a la hora de mezclar.
  • Que o bien tenga efectos o que dispongade las conexiones adecuadas para conectar una unidad externa.
  • Salidas balanceadas.
  • Vúmetros independientes para canales y master.
  • La EQ tipo isolator siempre es preferible.

Ahora no es que haya una extensa variedad de mixers interesantes de dos canales, así que por el momento mis recomendaciones serían:

  • Allen & Heath Xone:23 : dos canales, totalmente analógico, con el clásico filtro de A&H y además posibilidad de conectar una unidad de FX externa. Compatible con Innofader. De los tres mixers que recomiendo este es el único que no cumple con la recomendación de vúmetros independientes para master y canales.
  • Pioneer DJ DJM-350: algo antiguo ya pero solvente, totalmente digital, dispone de efectos y función de grabación de tus sesiones. Atento porque Pioneer puede retirar este modelo en cualquier momento y lanzar uno que lo reemplace con mejoras, especialmente en el tema de efectos.
  • Reloop RMX-22i: la opción más barata de las tres, también digital, con función de filtro y tres efectos. Compatible con Innofader.

Si tomas el camino digital: lo más extendido y manejable hoy en día.

Pinchar con medios digitales es lo más común actualmente. La mayor parte de los DJs pinchar música digitalizada en archivos informáticos, unas veces empleando un ordenador conectado a un controlador externo o a un interfaz de audio y un mixer, o directamente empleando los reproductores digitales actuales, que tienen la capacidad de cargar estos archivos cuando están en dispositivos de almacenamiento externo que se conectan por USB –pendrives, discos duros–. ¿Estás totalmente seguro de que quieres pinchar en digital? Aquí te dejo algunos pros y contras por si todavía no lo tienes claro:

Pros:

  • El formato digital te permite tener la música que necesites casi en cualquier momento: puedes comprarla online y descargarla, tenerla almacenada en la nube, hay algunos servicios de streaming que ya son compatibles con software para pinchar…
  • Dependiendo de si tienes aspiraciones profesionales o simplemente quieres pasar el rato, puedes decidir si gastas más o menos en la música comprando en mayor o menor calidad: para pinchar en el cumpleaños de tu primo en su chalé te sirven unos MP3 de calidad media, si aspiras a que te llamen para pinchar en un festival o una sala grande mejor lleva la música en WAV.
  • Los principiantes que pinchan con medios digitales pueden saciar su hambre de ver resultados: empleando ayudas automáticas –sync, autogain, etc– la misma tarde que empieces ya parecerá que eres DJ. Ojo, sólo lo parecerá.
  • Hacer experimentos con música digital es más rápido: descubrir qué canción queda bien con cual, aprovechar sólo un fragmento de una canción y tenerlo sonando en loop junto a otra, hacer mashups en directo… Incluso puedes hacer los experimentos y pruebas con un móvil o un tablet mientras vas en el metro o estás de picnic.

Contras:

  • Deberás tener siempre varios backups de tu música, porque un fallo en un disco duro puede suponer decir adiós a mucho dinero invertido en música.
  • Hay que imponerse también algún tipo de rutina a la hora de ordenar y clasificar la música, es muy fácil si no se tiene esta rutina acabar en poco tiempo con muchas carpetas llenas de archivos musicales sin ton ni son.
  • Dada la brutal cantidad de música que se edita ahora en medios exclusivamente digitales, encontrar música de calidad es algo realmente tedioso en ocasiones. Hay que pasar mucho tiempo escuchando mucha música para encontrar cosas que merezcan la pena.

Veamos ahora las diferentes alternativas disponibles para pinchar digitalmente y las posibilidades en cuanto a equipamiento:

Ordenador + Software + Controlador

Mucha gente decide pinchar empleando un ordenador porque en muchas ocasiones pueden utilizar el que ya tienen para esta tarea y además muchas veces prueban a obtener el software pirateado. Todo esto se realiza con la finalidad de ahorrar, y muchas veces termina generando una gran pérdida de tiempo, unas veces porque el ordenador es inadecuado, y otras porque el software pirateado causa problemas. Así que obviamente mi primera recomendación es adquirir un buen ordenador y disponer de una licencia original para el software que vamos a usar, ya sea porque la compramos o porque viene incluida con el hardware controlador que compremos. El software original además nos proporcionará soporte técnico oficial, actualizaciones para seguir funcionando con nuevo hardware y sistemas operativos. Respecto al ordenador, no me andaré con rodeos: a todo aquel que tenga aspiraciones profesionales futuras le aconsejo que adquiera un Macbook Pro –cuidado con los Macbook Air, por el momento usan procesadores de bajo consumo y a veces se ahogan–. Bajo mi punto de vista y experiencia personal, los ordenadores con Windows son demasiado proclives a causar problemas a pesar de cumplir con los requisitos técnicos de los desarrolladores de software; tendría que extenderme mucho para explicar los problemas que pueden dar con virus, malware y adware, drivers mal programados o que se pelean con otros drivers, hardware que hay que deshabilitar para que no interfiera…

Puede llegar a tenerse todo bajo control y disponer de un ordenador con Windows eficiente para pinchar y que resulte algo más barato que un Mac, pero las experiencias que he tenido “optimizando” PCs para que sirvan para pinchar me han hecho llegar a la conclusión personal de que merece la pena pagar un poco más por un Mac y ahorrarme todo ese tiempo, además de obtener un rendimiento y una experiencia de usuario que me satisface más. En cuanto a especificaciones concretas, elijas el sistema que elijas que no tenga menos que un procesador i5 y 4gb de RAM. A partir de ahí cualquier extra que puedas añadir será perfecto: 8gb de RAM, procesador i7, disco duro SSD. Evita procesadores AMD, hay programas –como Serato DJ– y controladores que tienen problemas con los procesadores de esa marca. Veamos ahora las alternativas de software más populares y recomendables:

Traktor Pro/Scratch:

Uno de los programas con más solera en el mercado –15 años– y con una enorme comunidad de usuarios tanto profesionales como aficionados. El desarrollador, Native Instruments, tiene además una completa gama de hardware propio que complementa el software y que al estar específicamente diseñado para el mismo, se puede emplear prácticamente con solo conectarlo. Dado que es un programa bastante “abierto”, puede emplearse con interfaces de audio y controladores MIDI de otros fabricantes. Los controladores de N.I. para Traktor aunque pueden enviar MIDI también, emplean un protocolo propio llamado NHL para comunicarse con Traktor que ofrece mejor resolución que el MIDI.

Serato DJ:

Aunque comenzó siendo un programa exclusivamente diseñado para el uso de Timecode bajo el nombre Scratch Live y únicamente podía emplearse con hardware de Rane, actualmente Serato DJ se ha vuelto muchísimo más abierto y además de compartir gran parte de sus funciones con Traktor –a pesar de que ambos tienen funciones exclusivas– es compatible con hardware de control e interfaces de diversos fabricantes. Una de sus desventajas es que el programa no funciona si algún hardware oficial certificado para ser usado con el programa –es una lista cerrada que se va ampliando según fabricantes llegan a acuerdos con Serato– no está conectado. Esto es algo que Serato ha mantenido desde el lanzamiento de la primera encarnación del software y que no parecen querer cambiar. Su sistema de control por timecode o DVS es el favorito de muchos aficionados y profesionales del turntablism, que lo consideran más preciso, fiable y con un sonido más natural. A diferencia de Traktor, el programa tiene una versión “base” que se puede expandir comprando paquetes adicionales, como efectos, mejor algoritmo de timestretch, control por DVS, control de vídeo…

Rekordbox

Pioneer introdujo Rekordbox hace unos años como software de gestión musical para sus reproductores externos. Hace unos meses decidieron expandir las competencias del programa y convertirlo en un software completo para pinchar que aglutinara las funciones disponibles tanto en sus reproductores como en sus mixers o unidades de efectos. El programa ha salido al mercado siendo compatible con la mayoría de controladores y reproductores de Pioneer, permite el uso de cualquier interfaz de audio y recientemente se ha abierto a que los usuarios puedan emplear cualquier controlador MIDI de su elección, aunque por el momento no todas las funciones del programa son mapeables, como las relacionadas con los jogwheels. Falta también que Pioneer DJ ponga a la venta los paquetes de expansión de DVS, efectos y vídeo –llegarán dentro de muy poco–, con lo que el programa no está “completo” al 100%; con todo, dado el peso de Pioneer DJ en la industria del equipamiento es bastante seguro que el programa tenga mucha relevancia en el sector los próximos años.

Virtual DJ

Otro de los programas con bastante solera en el mercado, desarrollado por la empresa francesa Atomix. Su popularidad inicial se basó en lo enormemente pirateado que fue este programa más que en sus funciones o rendimiento. Al llegar a la versión 7 alcanzó una calidad aceptable, aunque se quedó atascado en dicha versión y tuvieron que pasar varios años –e incluso adquirir una pequeña empresa de desarrollo– para sacar una versión 8 que hasta hace no mucho no se consideraba estable, con lo que Atomix seguía ofreciendo la versión 7. Todo este proceso le hizo perder bastante mercado. Virtual DJ es un software que genera opiniones bastante polarizadas, a pesar de llevar muchos años en la industria, mucha gente se sigue quejando de su interfaz, de la calidad de su ecualización y de sus efectos, aunque otros alaban que pueda pincharse con vídeo o que sea muy estable. Es uno de los más caros.

Hay más software interesante, como Cross, Djay Pro, o Flow 8, pero actualmente su penetración en el mercado es muy débil y no encontrarás una gran comunidad de usuarios en los que apoyarte ni tampoco una gran compatibilidad de serie con mucho hardware de control, a pesar de que puedes en todos mapear libremente tus controladores. Tanto Cross como Djay Pro tienen algo bueno, y es que disponen de versiones para tablet y móvil, por si quieres hacer pruebas de lo que pinchas “en movilidad”. Para los amantes de los dispositivos portátiles, DJ Player es otro software muy interesante y completo.

Respecto a los controladores

En primer lugar debes distinguir entre dos tipos de controladores: modulares o accesorios, e integrales. Los primeros sirven para tomar el control de sólo algunas funciones del programa, y en algunos casos puedes encontrar controladores modulares del mismo fabricante que combinados entre sí pueden emplearse para tomar el control de todo el programa. Los controladores integrales sirven para con un sólo aparato controlar todo el software, y adicionalmente algunos de estos dispositivos pueden ser usados como mixers autónomos e incluso algunos modelos de gama alta incorporan filtros y efectos.

Mi consejo personal para principiantes interesados en controladores, es que adquieran un controlador integral, a ser posible uno que incluya una licencia completa del software que más les pueda interesar emplear o al menos que de opción a comprar la licencia completa por una fracción. Respecto a precios, descartaría controladores integrales baratos de 2 canales que se mueven alrededor de los 250€, y directamente miraría cosas a partir de unos 450€, y obviamente cuanto más puedas pagar mejor. Los motivos son simples:

  • Los controladores más baratos no suelen incluir licencias de las versiones completas del software para el que han sido diseñados.
  • Los controladores de mayor coste suelen perder menos valor a la hora de comerciar con ellos en mercados de segunda mano. Cuando un producto es de calidad su depreciación es menor a lo largo del tiempo.
  • Los controladores baratos suelen fabricarse con componentes de peor calidad, resisten peor el paso del tiempo, los viajes, golpes, intemperie… y a veces la reparación te puede llegar a costar casi como medio controlador.
  • Es muy probable que cuando domines un controlador barato quieras que tenga funciones que no tiene y que sólo están en ese controlador algo más caro que no compraste al principio. Tendrás que vender el barato, perder dinero con ello, y comprar el caro que podrías haber comprado desde el principio.

Algunas recomendaciones de controladores integrales bastante solventes:

  • Reloop Terminal Mix 8: uno de los mejores controladores para Serato DJ que he probado e incluye la licencia completa. Cuatro canales, pads, controles con buen tacto, construcción en materiales sólidos… quizá su único defecto es que le hubieran venido bien más vúmetros.
  • Numark NV: otro de los mejores controladores para Serato DJ. Los jogwheels ofrecen una respuesta excelente a pesar de su aspecto plasticoso y las pantallas son un complemento perfecto. Las funciones táctiles pueden parecer inútiles al principio pero se les puede sacar buen partido. A pesar de ser de 4 canales mantiene un tamaño y peso adecuado para transportarlo fácilmente.
  • Kontrol S4MK2: actualmente se puede conseguir a muy buen precio este controlador de 4 canales para Traktor Pro –con su licencia completa– y dispone de unos controles con disposición clásica, sus jogwheels aunque pequeños funcionan bien y tiene un tamaño adecuado para transportarse. Aunque no es precisamente una novedad en el mercado es una manera bastante buena de iniciarse en Traktor Pro, y puedes usarlo incluso con un iPad y Traktor DJ. Si tienes algo más de dinero y te va la experimentación, quizá pueda interesarte el Kontrol S5, que aunque no cuenta con jogwheels dispone de pantallas y controles para trabajar con stems y remix sets, aunque si estás empezando puede que comenzar por formas tan creativas de pinchar te aturulle un poco.
  • Denon MC4000: Una construcción magnífica en acero y un sobrio aspecto que lo distancia de la estética “tabla de snowboard” de otras marcas. Los controles están distribuidos de manera espaciosa y tienen un tacto que transmite gran durabilidad; sus conversores de 24 bits y 48khz proporcionan un sonido excelente a través de las salidas balanceadas que incorpora el aparato. Su único defecto es que para sacarle todo el partido en Serato DJ debes pagar la licencia completa y añadir unos 50€ al precio final –gracias a un descuento que proporciona el controlador–, con lo que se convierte en uno de los controladores de dos canales más caros del mercado, pero ojo, probablemente sea también el mejor controlador de dos canales. Denon también proporciona mapeos para usarlo con Traktor y Virtual DJ.

Mixer y reproductores digitales

Otra de las opciones para pinchar digitalmente es obviar el ordenador y emplear un equipo totalmente autónomo compuesto por un par de reproductores y un mixer o mesa de mezclas –suelo escribir mixer porque es más corto–. Tradicionalmente los reproductores servían únicamente para escuchar CD’s de audio, pero posteriormente pasaron a poder reproducir archivos MP3 almacenados en CD-R –algunos también en DVD-R– y desde hace unos años incorporan un puerto USB al que conectar unidades de almacenamiento externo que contengan archivos musicales en diversos formatos con y sin compresión: MP3, M4A, WAV, AIFF, y muy recientemente ya han aparecido reproductores capaces de manejar FLAC y ALAC. Esta capacidad para reproducir música desde unidades de almacenamiento ha desplazado en gran medida el uso del CD como soporte de almacenamiento, y ya hay en el mercado unos cuantos reproductores de diferentes gamas que no incluyen lector de CDs y exclusivamente reproducen archivos desde la unidad USB de almacenamiento.

Ha sido muy frecuente que los reproductores sean conocidos entre los DJs como “CDJs”, dado que los diversos modelos de reproductores comercializados por Pioneer se designan por las letras CDJ seguidas de un número identificativo; los modelos que Pioneer ahora comercializa sin lector de CD se designan con las letras XDJ. Actualmente Pioneer es también la marca más popular entre DJs a la hora de elegir un reproductor dado que han fabricado modelos que además de ser bastante fiables, han incorporado alguna singularidad técnica –no siempre– y han jugado además muy bien sus cartas en cuestiones de marketing, lo que les ha servido para ser la marca más extendida en este terreno. A pesar de ello no es la única marca que fabrica reproductores, otros fabricantes como Denon o Vestax han realizado dispositivos que ofrecen resultados muy buenos, y en los últimos años otras marcas como Reloop, Numark o Stanton han hecho reproductores económicos basados en modelos OEM.

¿Debo usar CDs o mejor paso de ellos y tengo siempre mi música en pendrives? Lo cómodo y lógico hoy en día es transportar tu música en pendrives, y si en casa y en tu trabajo vas a tener de manera continuada reproductores de la marca Pioneer, que dicha música esté preparada con Rekordbox. Pero no viene mal tener copias de la música en CDs; no es tan raro ir a pinchar a un sitio y que te encuentres que los reproductores que te esperan no tienen puerto USB, ya sea porque quien informó de las condiciones de la sala no tenía ni idea de lo que hay montado o porque quizá alguno de los reproductores del lugar se estropeó y tuvo que ser sustituido por otro sin puerto USB. Saca del maletero del coche una carpeta con CDs y no sólo salvarás la situación, quedarás como un auténtico profesional. Así que ya sabes, no desprecies totalmente todavía los CDs.

¿Qué reproductores me compro? Debo decir que para un equipo destinado a estar en una casa no es estrictamente necesario adquirir el más caro equipamiento disponible en el mercado, algo que mucha gente casi considera obligatorio. Hay equipamiento que perfectamente podríamos calificar como de “gama media” y que resulta muy solvente. Veamos algunas opciones dependiendo del presupuesto:

  • Pioneer DJ XDJ-700: creo que actualmente son la mejor opción para casa desde la marca Pioneer, emplean una pantalla táctil que da acceso a prácticamente las mismas funciones que los XDJ-1000 e incluso a muchas de las del CDJ2000NXS2. La música se prepara igualmente con Rekordbox y la música que prepares para estos reproductores te la podrás llevar también a una discoteca donde tengan un modelo superior y funcionará igualmente. No reproduce CD, y su jogwheel es pequeño, pero son una de las formas más económicas de entrada al “universo Rekordbox” que es el modelo que Pioneer DJ pretende estandarizar.
  • Reloop RMP-4: Reloop siempre ha trabajado con reproductores OEM, aunque los modelos que ha lanzado los últimos años no están nada mal en cuanto a funciones: lee música desde pendrives y CDs, 8 hotcues y 8 hotloops, loops automáticos, efectos, sirve como controlador MIDI, modo SLIP… entre sus defectos está que no ofrece una visualización de la forma de onda, algo en lo que Pioneer va años por delante, pero por lo menos es mucho más barato. La gente desconfía en ocasiones de los productos OEM, pero lo cierto es que para un uso doméstico y dando un trato adecuado –los botones funcionan igual aunque los pulses con menos fuerza– este tipo de reproductores suelen durar.
  • Numark NDX-500: es la opción low-cost que recomiendo a mucha gente. Es un reproductor bastante básico pero bien construido y muy funcional capaz de leer música de CDs y pendrives, así como también servir de controlador MIDI –con certificación para Serato–. Tiene una resolución de pitch excelente y un jogwheel con una respuesta bastante adecuada. Es algo flojo en cuanto a sus funciones para loops y hotcues, y marca los CUEs automáticamente al hacer pausa –algo un poco fuera de lo normal–, pero por el precio de este dispositivo no se puede pedir nada más.

¿Algún mixer en especial? Cualquiera de los mixers que hemos recomendado para pinchar con vinilo puede ser adecuado para pinchar con reproductores.

Hasta aquí

Bueno, por hoy creo que ya os he contado muchas –quizá demasiadas– cosas respecto a equipamiento DJ. Pero no acaba aquí la cosa, en la próxima entrega hablaremos de recomendaciones a la hora de adquirir lo necesario para pinchar con sistemas todo en uno, timecode, y veremos también un poquito cómo aprovechar dispositivos móviles.

Teo Tormo
EL AUTOR

He trabajado como productor musical y discjockey. Desde hace años investigo y analizo la tecnología musical aplicada al DJ, buscando siempre las herramientas más innovadoras y observando su impacto en la industria musical.

¿Te gustó este artículo?
18
Comentarios

Regístrate o para poder comentar