Informática musical

Música creada con 24 motores, arduino y el espacio

Volume

Volume es una instalación sonora del artista Robert Mathy. Se trata de 24 motores electrónicos, montados en diferentes superficies de un cuarto que varían principalmente según su ubicación y material. Cada uno de los motores cuenta con una pequeña pieza de metal, la cual golpea en la superficie cuando el motor se lo pide, generando una interesante composición donde el espacio es el principal instrumento.

Los pequeños dispositivos están comunicados y controlados por medio de una placa de Arduino con varias partes electrónicas, sistema que es controlado por algoritmos aleatorios que generan la composición que se escucha en el vídeo, la cual es variable según las características del espacio donde estén sonando.

Esta relación adaptativa al espacio, busca mostrar el entorno acústico como el objeto sonoro. En otras palabras, pretende reflejar que cada sonido cuenta con un origen propio basado en el espacio, donde la acústica misma es la responsable principal de la obra.

Es realmente fascinante apreciar no sólo como el sonido varía según el espacio y la superficie, sino también la relación que se genera a partir del uso de dispositivos electro-mecánicos para fines musicales. Una composición lograda a partir de está instalación, vendría siendo algo así como música mecánica-generativa, ya que la obra no es compuesta por el artista como tal, sino que este desarrolla un sistema mecánico sobre el cual los sonidos pueden ser generados y organizados, según su relación en el espacio.

Más info del artista en su web oficial | Vía CDM

Miguel Isaza
EL AUTOR

Miguel es un investigador que relaciona la filosofía, el arte, el diseño y la tecnología del sonido. Vive en Medellín (Colombia) y es fundador de varios proyectos relacionados con lo sonoro, como Éter Lab, Sonic Field y Designing Sound.

¿Te gustó este artículo?
0
Comentarios

Regístrate o para poder comentar