DJ

Rekord Buddy se convierte en una aplicación gratuita

Rekord Buddy fue uno de los primeros programas del mercado en posibilitar el cambio de librerías musicales entre distintas aplicaciones para DJ. Al principio, con la irrupción de Traktor, a este tipo de software apenas se le daba uso porque la popularidad de la propuesta de Native Instruments era tan dominante que sus usuarios en pocas ocasiones cambiaban de aplicación.

Si embargo, Serato poco a poco fue introduciendo mejoras de calado y Pioneer DJ presentó Rekordbox. Con lo que las opciones crecieron y muchos DJ quisieron cambiar al omnipresente Traktor por otras propuestas más afines, fue en ese momento cuando Rekord Buddy aumentó considerablemente su número de usuarios.

Inicialmente se pagaba una cantidad fija que ofrecía al comprador la posibilidad de usar una misma licencia hasta en dos ordenadores diferentes. Pero los desarrolladores de aplicaciones para DJ viendo la facilidad con la que Rekord Buddy convertía hot cue, loops y en definitiva los datos esenciales que cualquier DJ se pasa días, meses o incluso años depurando en su software favorito, decidieron contraatacar.

A partir de ese momento, la única persona que desarrolla Rekord Buddy, el británico Damien Sirkis. Apenas daba abasto con el inmenso trabajo que se venía por delante. Tenía que actualizar Rekord Buddy prácticamente cada vez que alguno de los grandes decidía lanzar una actualización. Su software cada vez era menos preciso en desarrollar la tarea para la que fue diseñado y los fallos eran más que habituales. Muchos clientes con licencias compradas desistieron de usar Rekord Buddy para convertir su librería musical a su aplicación favorita. Llegó el momento en que era más fácil y rápido hacer el cambio de forma manual que usar Rekord Buddy y los foros y el email de su creador se llenaron de clientes descontentos que habían pagado por un software que ya no hacía lo que prometía.

De repente, la aplicación ya no era de pago, sino que usaba el método de suscripción. Su creador la mejoraba y actualizaba el tiempo que podía pero los grandes desarrolladores de aplicaciones para DJ seguían poniendo problemas para que Rekord Buddy fuera de todo menos precisa.

Hace unos días Damien Sirkis anunciaba que Rekord Buddy pasaba a ser una aplicación totalmente gratuita. Enfadando aún más a los que creímos alguna vez en su propuesta y decidimos gastarnos los casi 60 euros que costaba una de sus licencias.

En el foro oficial, su creador justifica este movimiento porque considera que durante mucho tiempo él mismo se ha beneficiado de algo que odia, como es el empeño de los fabricantes por cerrar sus aplicaciones de forma que el cambio a software a la competencia sea de todo menos sencillo. Nos queda por saber si esta decisión no llega demasiado tarde, cuando cientos o inclusos miles de clientes han pagado por una aplicación que al final muy pocas veces funcionó como debía y que han apoyado económicamente para que su creador, como él mismo ha confirmado, tuviera un trabajo a jornada completa.

Probablemente Rekord Buddy sea más recordado por desmontar el mito de que los desarrolladores más pequeños no por el hecho de serlo pueden actuar tan mal o peor que los grandes. Solo nos queda el consuelo de que en el futuro otras personas no gastarán tontamente su dinero en una aplicación que funcionó más bien poco y que su desarrollador nunca dejó claro que podía hacer lo que prometía.

¿Te gustó este artículo?
3
Comentarios

Regístrate o para poder comentar