Informática musical

Steinberg Simple, un sintetizador software de uso... simple

Cualquier sintetizador debe establecer su propio equilibrio entre las posibilidades de personalizar sonidos a través de infinidad de parámetros y el no llegar a abrumar al usuario facilitándole vías de ajuste veloz con las que intervenir en el resultado. Steinberg, que tiene varios sintetizadores software a sus espaldas, ha optado en este 'Simple' por lanzar un desarrollo de Chris St’Aubyn, persona que reúne experiencia como productor musical y como programador de software.

Steinberg Simple
Simple
steinberg.net

Simple se carga en el entorno Halion de Steinberg, siendo posible usarlo incluso en la edición Halion Sonic SE que es gratuita. Pero no se trata de una 'librería' al estilo de las clásicas de gigas y gigas de muestras. Sencillamente aprovecha el potencial de síntesis y efectos en Halion para dar forma a un sintetizador. Dos osciladores (con ondas continuamente variables y generoso 'multi-wave'), filtro con diferentes modos y saturación regulable, envolventes, LFOs, efectos... Recursos que dan idea del tipo de sintetizador del que se trata.

Más que ser simple por descartar cosas y dejarnos con pocos parámetros editables, al final lo es por cómo organiza sus parámetros, que no son tan pocos como el nombre lleva a pensar. En lugar de una única pantalla densa en controles en la que observar todo de una vez, el 'centro' se ocupa con los dos osciladores y alrededor pululan otros controles que alternativamente podemos usar para control de filtro, envolventes y LFOs, efectos.

Además cuenta con funciones para alterar los sonidos en varias formas 'precocinadas' que pueden reclamarse de una lista sin tener que ser concebidas y ajustadas por el usuario. Es así como encontramos toda una lista de formas de apilar voces en mono que ocultan los detalles de número de voces apiladas, grado de desafinación o formación de intervalos, reparto estéreo, etc. O también los modos digital/analog/bionic para introducir desajustes y caos en los sonidos, especialmente notables en el caso de las numerosas voces que pueden llegar a sonar simultáneamente en el uso 'multi-wave' de sus osciladores.

Las posibilidades en cuanto a sus resultados sonoros no son tan diferentes a las que encontramos en otros productos, a juzgar por lo que desfila en sus 600 presets. Así que la clave, como decíamos, es si te encaja este interfaz y si ese universo de 600 sonidos te atrae de partida. Para probarlo existe versión demo. La completa tiene un coste de 90€.

Más información | steinberg.net

Pablo Fernández-Cid
EL AUTOR

Pablo no puede callar cuando se habla de tecnologías audio/música. Doctor en teleco. Ha creado diversos dispositivos hard y soft y realizado programaciones para músicos y audiovisuales. Toca ocasionalmente en grupo por Madrid (teclados, claro).

¿Te gustó este artículo?
6
Hispasonic en InstagramSíguenos
Comentarios

Regístrate o para poder comentar