.

Investigadores de la Universidad de Princeton han descubierto algo aterrador.
Durante varios meses estuvieron alimentando a dos grupos de ratones. Un grupo con comida guardada en una nevera, y al otro con comida guardada en una nevera pero con varios imanes decorativos pegados en su puerta. El objeto del estudio era ver cómo afectaban las radiaciones electromagnéticas de los imanes en los alimentos. Sorprendemente, y tras rigurosos estudios clínicos, constataron que el grupo de ratones que consumieron la comida irradiada por los imanes tenía un 87% más de probabilidades de contraer cáncer que del otro grupo.

Todos tenemos algún iman en la nevera, como elemento decorativo, sin que hasta ahora se sospechara de que fueran perjudiciales. PERO SON LETALES. Es peligroso jugar con las fuerzas de la naturaleza. Si tenéis algún iman, quitadlo rápidamente y ponedlo lejos de cualquier alimento. Inexplicablemente los gobiernos no ha dado ningún mensaje de aviso, pero gracias a internet y la buena voluntad de todos, podemos ayudarnos mutuamente.


Comparte esta información y envíala si lo deseas; seguro que a alguien le interesa...

¿Te gustó este artículo?
0
Comentarios

Regístrate o para poder comentar