Sonido en vivo

Trabajando con sistemas de microfonía inalámbrica

Ajuste de ganancias

Se han de ajustar las ganancias tanto en emisión como en recepción de los equipos para que la transmisión sea lo más limpia posible. Interesa que los transmisores emitan a la mayor potencia posible; se puede asignar más potencia de emisión a los micros principales y menos potencia al resto —es una forma de asignar prioridades—. Dependiendo de la distancia a cubrir y del equipo que se utilice, será conveniente aumentar la potencia de emisión, o la ganancia del sistema de recepción.

Si existen dos señales en la misma frecuencia, moduladas en FM, el receptor demodula la que tiene mayor nivel, y sólo se escucha una señal. Puede suceder que vaya saltando de una señal a otra, pero nunca se escucharán las dos a la vez, como sucedería en AM. Selecciona y demodula la que tenga más nivel, con 3 o 4 dB más es suficiente.

Adaptación de impedancias

Es necesario llevar a cabo una buena adaptación de impedancias para conseguir un equipo estable y con máximo rendimiento. En RF se trabaja con una impedancia de 50 ohmnios; si la línea de transmisión se cierra con una impedancia distinta, parte de la energía que recibe se refleja hacía el transmisor, devolviéndola a la antena del transmisor en forma de ondas estacionarias. Se trata de energía que no se radia y se desperdicia.

Antenas

Las antenas se colocarán cubriendo la zona de trabajo, en la medida de lo posible en campo abierto, siempre por encima del público y lejos de cualquier superficie de reflexión, así como fuentes potenciales de interferencias.

Cableado y conectores

El cableado ha de estar completamente extendido, nunca enrollado. Si se enrolla, se forma una bobina que hace las veces de antena, y que recibe señal electromagnética que introduce interferencias sobre la señal de RF que está recibiendo.

Se ha de realizar la tirada de cables evitando campos magnéticos y factores de curvatura de cable, tratando de minimizar los puntos de conexión. Es importante verificar los conectores (limpieza, conexión entre cable y conector, …) y utilizar los que sean estancos.

Pilas

Se han de utilizar baterías profesionales, porque estas ofrecen siempre un valor de voltaje constante (típicamente se suele trabajar con pilas de 1.5 voltios) independientemente de la carga que tengan. Las no profesionales solo dan ese voltaje cuando están a plena carga, y trabajar con variaciones de voltaje puede dañar los equipos.

Las pilas duran menos si se trabaja a volumen más alto, o si el micrófono se sale de rango, porque busca la zona de cobertura, busca su señal de RF y gasta más batería.

Interferencias y señales no deseadas

La selectividad es la habilidad de un receptor para responder a la señal deseada y rechazar señales de los canales adyacentes. Para evitar las interferencias es necesario detectar y minimizar las frecuencias co-canal (frecuencias con la misma portadora) y también las presentes en la banda adyacente, por si hubiera emisores con anchos de banda que entran dentro del ancho de banda de otro emisor o frecuencias portadoras que entran dentro del ancho de banda de otras.

En una recepción de radio utilizando un receptor superheterodino, la frecuencia imagen es una frecuencia de entrada no deseada que es capaz de producir la misma frecuencia intermedia que la frecuencia de trabajo.

Las interferencias eléctricas suelen ser causadas por motores de inducción, ordenadores, equipos de soldadura, equipos de iluminación regulada, dimmers, y sobre todo, dispositivos de iluminación LED.

Las interferencias de RF suelen ser causadas por otros sistemas inalámbricos, emisiones de televisiones, radios, etc…

Se denomina modulación IMD (o intermodulación) a la modulación de las frecuencias de las ondas electromagnéticas que se producen cuando las ondas interactúan a medida que son transmitidas a través de un sistema electrónico no lineal. El resultado de esto son nuevas frecuencias que causan interferencias: son los conocidos productos de IMD, y responden a unas fórmulas que se muestran a continuación.

Fórmulas
Shure

Las IMD (interferencias por intermodulación) que más nos molestan son las de tercer orden de dos transmisores, que son las que más energía tienen. También las de tercer orden de tres transmisores, y quinto orden de dos transmisores.

La intensidad de las intermodulaciones es proporcional al cuadrado de la potencia de transmisión e inversamente proporcional al cuadrado de la separación entre los transmisores.

Tres transmisores
Tres transmisores
Shure
Dos transmisores
Dos transmisores
Shure

Para monitorizar las señales presentes en el espectro de radiofrecuencia que pueden interferir con el sistema a plantear, y para poder realizar una adecuada coordinación de frecuencias, se utilizan diferentes herramientas. Destacan las siguientes:

  • RF Explorer: analizador de espectro de mano.
  • Wireless Workbench: SW de la marca Shure.
  • Wireless Systems Manager: SW de la marca Sennheiser.

Chequeo

Para realizar un chequeo de un sistema de radiofrecuencia es conveniente seguir un plan de trabajo, que bien puede ajustarse al siguiente: se encienden todos los emisores de microfonía inalámbrica y de in-ear —que suelen ser los que dan problemas, ya que emiten la señal—. Posteriormente se va chequeando la señal en los receptores uno a uno; se chequea la señal de RF y la señal de audio.

Puede suceder que aparezca suciedad (ruido) en los sistemas. Dependiendo del nivel de ruido existente se puede trabajar en esa frecuencia o no; si la señal de RF es al menos un 60% superior a la señal de ruido, la enmascarará y no habrá problemas.

Los in-ears se chequean sin audio (en mute), y con la ganancia al máximo, así cualquier mínima interferencia se percibirá mejor. Durante el espectáculo es muy recomendable bajar la ganancia; para ello hay que salir de la mesa de mezclas con un buen nivel de señal. Se puede chequear una pasada con el transmisor apagado y observar si en alguna posición se cuela alguna señal. Las demás pasadas se harán con la portadora encendida y así se detecta si falta cobertura o alguna interferencia consigue anular el squelch.

Es muy habitual trabajar con sistemas "spare" que están sintonizados en frecuencias de reserva. A veces sólo se dejan las frecuencias de reserva, o incluso el sistema completo, ya preparado, con micrófonos de reserva funcionando en frecuencias adicionales, de modo que si falla algo se utiliza ese sistema.
También hay espectáculos en los que a los artistas principales se les ponen dos micros, y van con dos petacas y dos micros trabajando en diferentes frecuencias. Si falla alguno se conmuta al otro, cerrando o abriendo el que interese en cada momento directamente en la mesa de mezclas —donde se controlan como dos señales independientes—.

Elena García Vicente
EL AUTOR

Ingeniera Técnico de Sonido e Imagen por la E.U.I.T.T. de Madrid. Profesora de Sonido e Imagen en el CIFP José Luis Garci.

¿Te gustó este artículo?
7
Comentarios
  • #1 por Inxu el 16/05/2017
    Me parecen estupendos estos artículos :ook: .


    " En RF se trabaja con una impedancia de 50 ohmnios; si la línea de transmisión se cierra con una impedancia distinta, parte de la energía que recibe se refleja hacía el transmisor, devolviéndola a la antena del transmisor en forma de ondas estacionarias."

    Yo personalmente necesitaria una ampliacion de esto para terminar de entenderlo,,, mas concretamente de esto " si la línea de transmisión se cierra con una impedancia distinta".

    Si alguien me lo explica se lo agradezco. :desdentado:
  • #2 por Javier Bleda el 17/05/2017
    #1 Al igual que en los repartidores de TV de los edificios se les deja puesta una carga de 75Ohm los sistemas de RF están diseñados para funcionar con una carga de 50Ohm, si la carga está desacoplada la señal se refleja, Las lineas de transmisión se diseñan asi para que siempre haya una máxima transferencia de potencia entre emisor antena, o receptor antena. Imagina un seno que rebota contra una pared con la fase cambiada, la onda progresiva se anularía con la regresiva.
    El valor elegido de 50ohm es el compromiso de maxima transferencia de potencia/ bajas perdidas. Sin embargo para la televisión no importa tanto la transferencia de potencia por lo que es mas barato subir hasta los 75ohm al a hora de fabricar los cables.

    Espero que esto te haya ayudado
  • #3 por BlahBlah el 17/05/2017
    El problema de los cables enrollados que hacen "efecto bobina", ¿también ocurre cuando el cable es balanceado? ¿Esas interferencias inducidas no serían eliminadas por la inversión de fase?