Magacín

Grooveshark pierde el pulso con las "majors"

Grooveshark acaba de recibir un duro varapalo en los tribunales de Nueva York. Como desenlace de un proceso legal iniciado por tres de las grandes compañías multinacionales en 2011, un juez ha dictaminado que el servicio de música a la carta es culpable de violar las leyes de copyright, después de haber subido un total de 5977 canciones de esas discográficas sin permiso.

Grooveshark

La empresa alegaba que lo hizo siguiendo lo que dictamina el Digital Millenium Copyright Act, la misma legislación a la que se ha acogido cientos de veces Google para defenderse de la acusación de diferentes grupos de poder de la industria de la cultura o la comunicación. La sentencia ha tenido el agravante de que, por lo visto, Grooveshark destruyó pruebas. Todavía está por fijar lo que todo apunta que será una indemnización millonaria en compensación a las “majors” por el delito.

La de Grooveshark no es la única derrota de una empresa dedicada a los servicios online frente a la vieja industria discográfica en los últimos días. La semana pasada, un juez de California condenó a la radio Sirius XM por emitir canciones de The Turtles -un grupo de los 60- sin permiso. Se trata de uno de los múltiples procesos abiertos contra Sirius XM y otras radios por no pagar derechos por música grabada antes de 1972, algo de lo que hablamos ya aquí.

Calros
EL AUTOR

Me dedico al periodismo, vivo en Galicia y lo que más me interesa es hablar de las nuevas formas de pagar, manipular y relacionarse con la música que han traído Internet y las facilidades para acceder a cierta tecnología.

¿Te gustó este artículo?
3
Comentarios

Regístrate o para poder comentar